top of page

Mujeres indígenas en defensa de nuestros territorios y de la Madre Naturaleza

La protección de la Madre Naturaleza y la integralidad de nuestros territorios ancestrales constituyen el eje de las acciones que desarrollamos colectivamente las mujeres indígenas desde la ciencia y tecnología que nuestros pueblos conservan y transmiten desde hace miles de años. Con esta convicción, representantes de las bases organizativas de ONAMIAP nos reunimos los días 27 y 28 de febrero en el Encuentro Nacional “Mujeres indígenas organizadas para la defensa de sus territorios”.


En dos días de diálogos intensos, hicimos un repaso de nuestros conocimientos sobre el cambio climático, nos comprometimos a continuar trabajando en el fortalecimiento de nuestras bases y nuestra organización nacional para continuar sembrando semillas de resistencia frente a la crisis climática y a la dictadura cívico-militar que vulnera nuestros derechos y los de la Madre Naturaleza. Conocimos más acerca de la Plataforma de los pueblos Indígenas para enfrentar el Cambio Climático (PPICC) y acordamos impulsar plataformas regionales y locales.


Las mujeres indígenas andinas y amazónicas compartimos además los impactos y las acciones de adaptación al cambio climático que impulsamos y desarrollamos desde nuestras comunidades y bases organizativas, enfatizando en nuestro derecho a organizarnos, a decidir nuestros modos de vida y a recuperar los conocimientos de nuestras ancestras para el cuidado y la defensa de nuestros territorios y la Madre Naturaleza.


Analizamos en particular cómo la crisis climática pone en cada vez mayor riesgo tres de nuestros derechos: la soberanía alimentaria, el acceso el agua y el territorio. Identificamos amenazas como las actividades extractivas legales e ilegales (minería, petróleo, tala, narcotráfico, tráfico de tierras), la creación por el Estado de áreas protegidas o reservas, las concesiones que las autoridades del agua (ANA y ALA) otorgan sin consultarnos ni obtener nuestro consentimiento, entre otras.


Asimismo, las medidas que tomamos para proteger nuestras fuentes de agua y conservarlas, como su inventario, la siembra y cosecha de agua, la reforestación de quebradas con plantas nativas y la construcción de cochas con piedra y arcilla. Ante la pérdida de flora y fauna, nuestras estrategias de almacenamiento de alimentos y el cuidado de nuestras semillas. Todo esto desde nuestra ciencia y tecnología ancestral.


En el cierre del Encuentro, Ketty Marcelo López, presidenta de ONAMIAP, señaló que “nos encontramos en momentos muy difíciles para nuestro país. Hemos heredado la sabiduría de nuestros abuelos y abuelas y nosotras la vamos a heredar a nuestros hijos e hijas. Hay una dictadura cívico-militar. Digamos fuerte que nos autoconvocamos para movilizarnos, que nadie nos manipula, que luchamos por un verdadero y profundo cambio social. Y sigamos sembrando semillas de resistencia”.



Comments


bottom of page